Mercancías peligrosas: clasificación, tipos y clases

¿Qué son las mercancías peligrosas? Son productos, objetos o materiales que conllevan un riesgo para la salud, o simplemente pueden producir daños al medio ambiente. Las mercancías peligrosas, normalmente son reconocidas como productos nocivos, como por ejemplo mezcla de sustancias químicas, productos manufacturados…

Índice:




El ADR categoriza las mercancías peligrosas en 13 clases

mercancias peligrosas en el transporte

Dependiendo de las siguientes características y composiciones de las sustancias, podemos encontrar:

  • Propiedades físico-químicas: mercancías explosivas, comburentes, mercancías inflamables, mercancías asfixiantes...
  • Propiedades toxicológicas: tóxicos, corrosivos.
  • Efectos sobre la salud: sensibilizantes, carcinogénicos, tóxicos para la reproducción, mutagénicos...
  • Peligrosos para el medio ambiente.

La categorización de las mercancías peligrosas está compuesta por nueve tipos generales, aunque algunos tipos se subdividen, por lo que al final tendríamos un total de 12 clases.

Los explosivos son una excepción dentro de las clases, puesto que se distribuyen entre Divisiones y Grupos de Compatibilidad.

El ADR añade los métodos de clasificación en la subdivisión 2.2.X.1 de cada tipo de producto peligroso, donde X es el número del tipo.

2.2.X.1Criterios de Clasificación
2.2.X.2Materias no permitidas para su transporte
2.2.X.3Materias no detalladas en otra parte
2.2.X.4Listado de materias del tipo 4.1 Y 5.2

Según el destino al que se dirija la mercancía peligrosa, distinguiremos entre: materias primas, residuos y artículos procesados.

En la subdivisión 2.1.3.9 el ADR contempla los residuos peligrosos, en referencia a las listas de la norma de Medio Ambiente y adjuntando estas mercancías en los números de ONU 3077 (si son sólidos) y 3082 (si son líquidos), a no ser que su clasificación corresponda a otra mercancía peligrosa.


Clases de mercancías peligrosas

CLASE 1: Mercancías explosivas

mercancias peligrosas explosivos

  • Materias explosivas: materias sólidas, líquidas o mezclas de sustancias que, por reacción química. Es posible que desprendan gases a bastante temperatura, presión y velocidad, de manera que pueden provocar un deterioro en su entorno.
  • Materias pirotécnicas: sustancias o mezclas de materias fabricadas para provocar un resultado calorífico, luminoso, sonoro, gaseoso o fumígeno (o una mezcla de varios impactos), como consecuencia de resultados químicos exotérmicos auto sostenidos y no detonantes.
  • Objetos explosivos: objetos que engloben una o varias materias explosivas o pirotécnicas.

CLASE 2: Gases

mercancias peligrosas gases

  • Gases puros.
  • Mezclas de gases.
  • Mezclas de uno o varios gases con otra u otras materias
  • Objetos que contengan tales materias.

Definición de gas según el ADR: "Un gas es una materia que en condiciones normales (20ºC y 101,3 kPa), es totalmente gaseosa. El ADR, además incluye las materias que a 50ºC producen una presión de más de 300 kPa (3 bar). Masa y volumen inconstantes". Las bebidas gaseosas no están sometidas a las disposiciones del ADR. Las materias y los objetos de la clase 2 se subdividen de la siguiente forma:

  • Gas comprimido: Gas que en el momento de envolverlo a presión para transportarlo es gaseoso en su totalidad, concretamente se encuentra a -50ºC. Esta división incluye todos los gases con una temperatura crítica inferior o igual a -50 ºC (como el aire comprimido).
  • Gas licuado: Gas que cuando se embala a presión para su transporte es casi líquido a temperaturas mayores a los -50 ºC. Podemos distinguir varias clases: El gas licuado a alta presión (un gas que tiene una temperatura crítica mayor que -50 ºC y menor o igual a +65 ºC), el gas licuado a baja presión (temperatura crítica mayor a +65 ºC) y el gas licuado de petróleo (GLP). Este último es un gas licuado a baja presión que contiene uno o varios hidrocarburos ligeros asignados a los nos ONU (1011, 1075, 1965, 1969 o 1978 solo) y que se componen en su mayoría de propano, propeno, butano, isómeros del butano, butano con trazas de otros gases de hidrocarburos.
  • Gas licuado refrigerado: Gas que en el momento en que se embala para llevar a cabo el transporte se convierte parcialmente en líquido por su baja temperatura. Un ejemplo de ello sería el oxígeno líquido refrigerado.
  • Gas disuelto: Gas que en el momento en que se embala a presión para su transporte se sumerge en un disolvente en fase líquida, como el acetileno.
  • Generadores de aerosoles y recipientes de reducida capacidad que contengan gases (cartuchos de gas a presión), como los aerosoles asfixiantes.
  • Otros objetos que contengan un gas a presión, como la recarga para los mecheros.
  • Gases no comprimidos sometidos a disposiciones especiales (muestras de gases).


CLASE 3: Líquidos inflamables

mercancias peligrosas inflamables

Esta clase de mercancías peligrosas cubre las materias y los objetos que contengan materias de esta clase, que:

  • Sean líquidos según la definición del ADR: "Un líquido es una materia que a 50ºC, tiene una tensión de vapor de como máximo 300 kPa (3 bar) y que no es totalmente gaseosa a 20ºC y 101,3 kPa y que tiene un punto de fusión o un punto de fusión inicial igual o inferior a 20ºC a una presión de 101,3 kPa".
  • Tengan (a 50°C), una tensión de vapor máxima de 300 kPa (3 bar) y no sean completamente gaseosos a 20ºC y a la presión estándar de 101,3 kPa.
  • Tengan un punto de inflamación máximo de 60° C.
  • Materias líquidas inflamables y las materias sólidas fundidas cuyo punto de inflamación sea superior a 60° C y que sean entregadas para transportar o transportadas en caliente a una temperatura igual o superior a su punto de inflamación. Estas materias están asignadas al n.º ONU 3256.
  • Materias líquidas explosivas desensibilizadas.


CLASE 4. Materias sólidas inflamables, autorreactivas y sólidas explosivas desensibilizadas.

mercancias solidas inflamables

Dentro de esta clase de mercancías peligrosas pertenecen:

  • Las materias y objetos sólidos fácilmente inflamables.
  • Las materias autorreactivas, sólidas o líquidas.
  • Las materias sólidas explosivas desensibilizadas.
  • Las materias relacionadas con materias autorreactivas.

CLASE 4.1: Materias que pueden experimentar inflamación espontánea.

Dentro de esta clase de mercancías peligrosas se encuentran:

  • Las materias y los objetos que experimentan calentamiento espontáneo, incluidas las mezclas y soluciones que puedan calentarse en contacto con el aire, sin aporte de energía. Dichas materias solo pueden inflamarse en gran cantidad (varios kilogramos) y después de un prolongado espacio de tiempo (horas o días).
  • Las materias pirofóricas, incluidas las mezclas y soluciones (líquidas o sólidas) que, en contacto con el aire y en pequeñas cantidades, se inflamen en un período de cinco minutos.

CLASE 4.2: Materias, que al contacto con el agua, desprenden gases inflamables.

Materias y objetos que, por reacción con el agua, desprenden gases inflamables que pueden producir mezclas explosivas con el aire, así como los objetos que contienen materias de este tipo.



CLASE 5: Agentes oxidantes y peróxidos orgánicos

mercancias peligrosas oxidantes


CLASE 5.1: Materias comburentes.

Debido a su alto contenido en oxígeno, suelen ser materiales reactivos. Pueden generar una reacción con otros materiales inflamables o combustibles, por lo tanto, el calor generado podrá empezar la combustión más tarde. Seguidamente, los agentes proporcionan el oxígeno para que sigan ardiendo sin tener que utilizar el oxígeno del aire, al igual que en una combustión normal. Existen dos clases principales:

  • Sustancias ricas en oxígeno que pueden actuar como soporte de la combustión, haciendo mayor la importancia de un posible incendio.
  • Sustancias que pueden provocar o favorecer la combustión de otros materiales y elementos que los contengan.

CLASE 5.2: Peróxidos orgánicos.

mercancias peligrosas peroxidos

  • Materias que facilitan los incendios y son inflamables, debido a que pueden arder porque desprenden oxígeno al descomponerse.
  • Afecta también a preparaciones de peróxidos.

Suele ser necesario conservarlos en frío para mantenerlos inactivos. Después, debe someterse a un control exhaustivo de la temperatura ya que, en el momento de que sobrepasen cierta temperatura, que será mayor o menor dependiendo del material, empezarán a descomponerse muy rápido, de manera que esto va a provocar que siga creciendo sin control hasta convertirse en un incendio o explosión.



CLASE 6: Materias tóxicas y materias infecciosas.

mercancias toxicas


CLASE 6.1: Materias tóxicas.

Materias que, basándonos en experimentos realizados sobre animales, en cantidades relativamente pequeñas y por una acción única o de corta duración, pueden dañar a la salud del ser humano o causar su muerte por inhalación, absorción cutánea o ingestión.

El abanico de la gama de tóxicos va desde los que pueden ser letales en cuestión de minutos (como los ciánidos) a los que harían daño, pero no necesariamente matarían siempre que la dosis no fuese excesiva (como los hidrocarburos clorados).


CLASE 6.2: Materias infecciosas.

Materias infecciosas

Materias que contienen agentes patógenos, que causan enfermedades a los seres humanos o a los animales. Se clasifican, según su peligro durante el transporte, en uno de estos cuatro grupos:

  1. Materias infecciosas para el ser humano.
  2. Materias infecciosas únicamente para los animales.
  3. Desechos clínicos.
  4. Muestras de diagnóstico.


CLASE 7: Materias radiactivas.

materias radioactivas

Combustibles nucleares, isótopos radiactivos y todos los compuestos que contienen materiales radiactivos.

En función de los cambios de sus átomos estas mercancías emiten una radiación causando cambios químicos y biológicos de forma que pueden producir cambios y daños en un cuerpo. Hay algunos materiales radiactivos que pueden tener cierto grado de peligrosidad e incluso requerir de embalajes especiales, por lo que es muy importante que estén señaladas correctamente.

Hay embalajes perfectamente diseñados para poder manipular y transportar de forma segura y sin que conlleven ningún riesgo al transportista.



CLASE 8: Materias corrosivas.

materia corrosiva

  • Materias y objetos que por, acción química, dañan el tejido epitelial de la piel y las mucosas cuando estas entran en contacto con ellas.
  • Sustancias que en caso de fuga pueden producir daños a otras mercancías o a los medios de transporte, e incluso producir la destrucción de las mismas.
  • Materias que solo producen un líquido corrosivo al entrar en contacto con el agua o que con la humedad natural del aire producen vapores o neblinas corrosivas.


CLASE 9: Materias y objetos peligrosos diversos.

mercancías peligrosas: otras

Sustancias que durante su transporte puedan conllevar un riesgo diferente a los anteriores, como el amianto, los aceites que contienen PCBs utilizados en los transformadores, entre otros.

Estos productos tienen propiedades que no se pueden incluir en ningún otro grupo en el sistema de Clases UN, o que presentan una clase de peligros no relacionados que abarcan a dos o más clases. El ejemplo clásico de esta diversidad son las balsas salvavidas auto-inflables, que se incorporan en el embalaje:

  • Una gran bombona de gas comprimido, normalmente dióxido de carbono, para inflar la balsa y la cubierta al entrar en contacto con el agua.
  • Varias bengalas explosivas, velas con humo de colores, etc. para llamar la atención del personal de rescate aéreo y marítimo.
  • Materiales sólidos inflamables para calentar alimentos y dar calor.
  • Kits de reparación de tejidos que contienen líquidos inflamables como base de soluciones adhesivas.

La señal de la Clase es única en el sistema UN en el sentido de que no incluye indicaciones de un peligro en particular, que solo se pueden conseguir a partir de información por escrito.


Normativas para las mercancías peligrosas según el modo de transporte

Para el transporte de mercancías peligrosas, el modo elegido tiene un impacto significativo. Cada medio de transporte tiene sus características propias que influyen en términos de calidad, comodidad y duración. Los distintos modos de transporte están regulados por distintas normativas para transportar de mercancías peligrosas, divididas en cinco categorías:

  • Carretera ADR (Acuerdo europeo sobre el transporte internacional de mercancías peligrosas por carretera). Este acuerdo ha sido elaborado por la Comisión Económica de las Naciones Unidas en 1957 y a él se han unido un total de 32 países para los que se han adoptado las normas que este conforma en relación con el transporte de mercancías peligrosas por carretera en el territorio de estos países o en las fronteras con terceros.
  • Ferroviario, RID (Regulaciones sobre el transporte internacional de mercancías peligrosas por ferrocarril). Esta regulación también tiene carácter obligatorio en España desde 1980.
  • Vía navegable, ADN (Acuerdo internacional para el transporte de mercancías peligrosas por vías navegables interiores)
  • Marítimo, código IMDG (Código Marítimo Internacional de Mercancías Peligrosas). En este caso, España se suscribe a este código en el año 1988, a partir del cual es de obligado cumplimiento en nuestro país.
  • Los reglamentos ICAO/IATA (Organización de Aviación Civil Internacional/ Asociación Internacional de Transporte Aéreo) regulan el transporte aéreo. La Organización fue fundada en 1944 y tienen como objetivo el de asegurar un tráfico aéreo internacional optimizado y seguro. En España también se debe respetar lo dispuesto por la OACI en cuanto al transporte aéreo de mercancías peligrosas.

Además, todos los vehículos o medios de transporte de mercancías peligrosas están obligados a llevar, como mínimo, dos paneles de color naranja, uno que irá en la parte delantera y el otro en la trasera. La función que desempeñan estos paneles es la de indicarnos cuáles son los riesgos de la materia que transporta dicho vehículo. Asimismo, contarán con un número de identificación de peligro en la parte superior y una indicación de cuál es la materia transportada a través del número de identificación ONU en la parte inferior del vehículo.

El número de identificación de peligro está compuesto por dos o tres dígitos, además de una letra X al principio en materias que reaccionan peligrosamente con el agua. Por su parte, el número de identificación ONU siempre se compondrá de cuatro dígitos que hacen referencia a la sustancia de la que se trata.

También existe la posibilidad de que este panel vaya vacío, es decir, sin ningún número grabado, en este caso, significará que ese vehículo o medio de transporte está transportando en su interior sustancias diferentes entre sí, por lo que van separadas con sus correspondientes etiquetas individuales de peligro en función de la materia que sea. Estas etiquetas también podrán encontrarse para medios de transporte abiertos, es decir, aquellos en los que podemos ver la materia transportada desde fuera, como por ejemplo, los camiones de reparto de bombonas de butano o propano.

El objetivo de todas estas reglamentaciones es transportar los bienes o materias peligrosas de forma segura, logrando eliminar o minimizar los riesgos potenciales tanto para las personas como para el medio ambiente. Cuando se transportan mercancías peligrosas existen elementos comunes entre las diferentes reglamentaciones.

Si tienes alguna duda, quieres hacer un envío nacional, internacional o eres un transportista no esperes para contactar con [email protected] Haz clic aquí y ¡empieza a enviar tu mercancía sin complicaciones!



Fecha actualización: 21 de Septiembre de 2022 a las 15:19

Compartir en:


Volver al Blog

Buscador

Buscar

¿Buscas cargas para tu camión?

Precios fijos, sin subastas

Crear mi cuenta gratis

Newsletter

Suscríbete a nuestra newsletter y recibirás las mejores noticias del mundo del transporte. ¡No te pierdas Nada!

Suscribirme