Planificación logística: Qué es, cómo hacerla

La planificación logística es un tema de vital importancia si queremos optimizar toda la operativa de la cadena de suministro y de toda la empresa en general. Contar con una buena planificación de la logística de nuestra empresa nos ayudará a reducir los errores y ser más productivos, por lo que, estaremos obteniendo más beneficios y tendremos una visión más clara y real de lo que ocurre dentro del almacén.

Planificacion logistica que es como hacerla


Qué es la planificación logística

La planificación logística es una estrategia por la cual se designan una serie de acciones a realizar por cada una de las partes que intervienen en la cadena de suministro que tiene como fin alcanzar ciertos objetivos logísticos impuestos previamente.

En este sentido, la planificación logística hará referencia a labores de aprovisionamiento, gestión de entregas y devoluciones, índice de rotación, etc.

Asimismo, en esta planificación también se disponen los KPI o Indicadores de Rendimiento, que serán los encargados de medir la actuación logística de la empresa. De igual forma, sirven para saber en qué parte de la cadena de suministro se encuentran los errores que hay que solucionar.

De igual forma, se establecen los métodos y la periodicidad de evaluación de las operativas, con el propósito de que exista un plan de mejora continua que multiplique la productividad del almacén.

En resumen, los principales objetivos de la planificación logística son la reducción de errores e ineficiencias, la optimización de recursos y el aumento de la productividad y la eficiencia.


Cómo hacer una buena planificación logística

Lo primero que debemos empezar a organizar son las zonas o etapas más importantes de nuestra cadena de suministro que son: aprovisionamiento, producción, control de inventario y distribución o entrega de la mercancía.

Una vez claras estás cuatro fases, un error muy frecuente sería pensar que cualquiera de estas cuatro se limita únicamente a las acciones que sus propios nombres indican, pero nada más lejos de la realidad, tenemos que tener en cuenta que dentro de, por ejemplo, el aprovisionamiento, hay muchas acciones que no se ciñen solo al aprovisionamiento en sí, sino que también incluye acciones relacionadas con el diseño del almacén, la gestión de zonas, trabajo de los operarios, devoluciones de los productos, etc.

En cuanto a las devoluciones de los productos, no debemos olvidar la logística inversa. En este sentido, la compañía debe tener una estrategia que ayude a minimizar el impacto del servicio posventa al cliente.

En resumen, toda planificación logística optimizada debe contemplar:

  • Crecimiento: la estrategia debe contemplan la posible ampliación del espacio de almacenamiento, así como el crecimiento de las líneas de producción y demanda.
  • Métricas ajustadas: este es uno de los aspectos más importantes, ya que una mala gestión del flujo de información de la cadena de suministro puede dar lugar a un sinfín de errores e incidencias en el almacén. Por ello, debemos asegurarnos de llevar a cabo un análisis adecuado junto con la definición de todos los indicadores de rendimiento necesarios, para evaluar el éxito o fracaso de la estrategia y acciones logísticas.
  • Innovación: no debemos conformarnos con establecer unos objetivos y medir sus resultados, sino que también es fundamental que nos mantengamos en continua innovación en cuanto a métodos y acciones a realizar que optimicen cada vez más nuestra estrategia logística. Un ejemplo sería, implementar la logística de última milla (entregas en 24h) o incorporar nuevas tecnologías al almacén que permitan una mayor rapidez en los procesos, etc.

  • Personal y equipos: no debemos perder de vista los flujos de personal, de productos y de maquinaria dentro de la empresa, ya que estos factores son determinantes a la hora de que la planificación logística sea buena o mala.
  • Sistemas de gestión de almacenes (SGA): los SGA han cobrado mucha fuerza durante los últimos tiempos, puesto que son de gran ayuda a la hora de recabar información generada en el almacén y en cuanto a la automatización de las distintas fases de la cadena de suministro como puede ser la gestión de entradas y salidas de mercancía, preparación de pedidos o gestión de stocks o inventarios.


Fuente: www.mecalux.es



Fecha actualización: 19 de Octubre de 2020 a las 12:29

Compartir en:


Volver al Blog

¿Quieres enviar mercancías al mejor precio?


Crear mi cuenta gratis

Buscador


Newsletter

Suscríbete a nuestra newsletter,Y te enviamos a tu mail las mejores noticias del mundo del transporte. ¡Y no te pierdas Nada!